Laura Ashley España cierra 2010 con una facturación de 3,5 millones de euros

La enseña fija como objetivo prioritario para 2011 su implantación en el mercado portugués y la consecución de plazas en Barcelona, Valencia y La Coruña.

Fecha: 12/01/2011

Laura Ashley España cierra 2010 con una facturación de 3,5 millones de euros

Laura Ashley, legendaria enseña británica de moda y decoración, despide 2010 con una facturación en España cercana a los 3,5 millones de euros y un aumento del 7% de sus ventas con respecto a 2009. Además, ha cerrado el ejercicio con tres nuevas delegaciones en Asturias, Sevilla y Burgos. Las prioridades de la marca para 2011 pasan por la implantación en el mercado portugués y la ampliación de su presencia en plazas de destacado interés como Barcelona, Valencia o La Coruña.
 
En consonancia con una política de expansión que fija las capitales de provincia como núcleo de crecimiento y que apuesta por la exclusividad de zona, la rentabilidad del franquiciado y el respeto a la imagen de marca, Alberto Gómez, director de Expansión de la firma para la Península Ibérica, sostiene que “la sólida posición que tenemos a nivel nacional propicia que pongamos las miras en el país vecino, sin descuidar por ello el crecimiento iniciado en 2001 en España”.

 Laura Ashley comenzó hace una década su incursión en nuestro país tras la apertura de su primer establecimiento en Logroño. En 2004, iniciaba su expansión bajo el régimen de franquicia y, a día de hoy, posee 15 establecimientos (2 propios y 13 franquiciados) en Avilés –Asturias- (calle de la Cámara, 67); Bilbao (Máximo Aguirre, 11); Burgos (calle de la Puebla, 31); Granada (Puente Castañeda, 5);  Logroño –La Rioja - (Calvo Sotelo, 10); Madrid (Alberto Alcocer, 47 y avenida Papa Negro, 107); Marbella –Málaga- (Jacinto Benavente, 30); Pamplona -Navarra - (Castillo de Maya, 45); Segovia (avenida de la Constitución, 14); San Sebastián de los Reyes- Madrid- (avenida de la Fuente Nueva, 12); Sevilla (avenida de la Buhaira, 25); Talavera de la Reina –Toledo- (avenida de la Constitución, 25); Torrelodones –Madrid-  (Camino de Valladolid, 13) y Zaragoza (Arzobispo Doménech, 9).

 La enseña es, desde su creación en los años 50, sinónimo de liderazgo y tendencia en la decoración y la moda femenina (prendas de vestir y complementos). En la actualidad, la firma cuenta con más de cuatrocientas tiendas por todo el mundo y está presente en 24 países, lo que la convierte en un obligado referente en el sector.

Un negocio sólido y sin competencia

Laura Ashley representa, además de una alternativa de consumo, una vía autoempleo. El concepto de negocio, moda y decoración de alta gama, no tiene una competencia directa en el mercado español, dado que no hay ninguna otra firma capaz de ofrecer tanta variedad de artículos y de un diseño tan cuidado y exclusivo como la marca.

 A la hora de ingresar en la red de Laura Ashley, el franquiciado podrá escoger entre dos fórmulas de negocio: tienda de moda y decoración para el hogar (inversión total aproximada de 150.000 euros) y tienda exclusiva de decoración (97.000 euros).

Fuente: Departamento de Comunicación Barbadillo Asociados

Contacte con LAURA ASHLEY

 
Acepto el aviso legal.

 


Sigue a Barbadillo y Asociados
Barbadillo y Asociados




Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.