Hombre Actual lanza al mercado tarjetas de regalo para fidelizar a sus clientes

La enseña, especializada en el cuidado personal masculino, adopta esta iniciativa de cara a la proximidad de las Navidades. Reducciones y bonificaciones para socios serán la gran apuesta de la marca

Fecha: 18/12/2007

Hombre Actual, enseña especializada en el cuidado integral del hombre, ha lanzado al mercado diferentes tipos de tarjetas regalo. Tarjetas para socios, para novios, de rayos uva o simplemente como obsequio que se convierten en la gran apuesta de esta marca de cara a las Navidades, ya que ofrecen a los clientes grandes descuentos en los servicios que presta.

De esta forma, los socios menores de 13 años y mayores de 65 disfrutarán de reducciones en cuanto a los precios y serán obsequiados con regalos en función del consumo que lleven a cabo. Los rayos uva también serán los grandes protagonistas del establecimiento puesto que si se adquiere un bono de 10 sesiones se le aplicará un descuento del 10% y si es de 20 sesiones la rebaja será proporcional y por tanto se le asignará un 20% de descuento.

Este concepto de negocio también ofrece al hombre  dos tipos de tarjeta que pueden utilizar el día de su boda: Básico y Deluxe. Con la tarjeta Novio-Básico se le descontará un 10% del precio y con la tarjeta Novio-Deluxe un 15%. “El paquete de servicios que ofrecemos en el caso de la tarjeta Básica va desde corte de pelo, limpieza de cutis, manicura, pedicura, tratamiento anti-fatiga y masaje relajante. Con la tarjeta Deluxe, el cliente tendrá derecho a los mismos servicios más hidratación/lifting y presoterapia” explica Alfredo Rodríguez, director general de la enseña.

Estas tarjetas de regalo están concebidas como un regalo para días señalados, tales como cumpleaños, el día del padre o de la madre, San Valentín… El importe de las mismas es de 40, 60 o 100 euros y podrán disfrutarlo en cualquiera de los servicios que ofrece la enseña el día que se prefiera.

Según datos de la compañía, el consumo masculino sigue aumentado año tras año. Así, en 2006, los españoles se han gastado una media de 370 euros al año en tratamientos de belleza y centros de estética, cantidad superior a la consumida en otros países europeos. “Este sector, y dentro de él, los centros que se dirigen al público masculino, ofrecen en la actualidad grandes posibilidades de crecimiento y desarrollo. Todos ellos configuran una estructura de oferta de servicios basada en la idea, cada vez más arraigada en nuestra sociedad, de que el estado de bienestar descansa, en gran medida, en la salud y la belleza”, señala Alfredo Rodríguez.


 


Sigue a Barbadillo y Asociados
Barbadillo y Asociados




Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.