Hablamos con Manuel Valenzuela, socio fundador de franquicias La Tortillita

Manuel Valenzuela explica cómo ha dado el salto de franquiciado a franquiciador.

Fecha: 23/07/2014

Hablamos con Manuel Valenzuela, socio fundador de franquicias La Tortillita

1. ¿Qué cambios percibe en el sector de la restauración?
-Es un ámbito que se está tematizando. Las franquicias genéricas lo tienen muy complicado ante una oferta tan diferente y llamativa. Ahora hay opciones para todos los gustos y el público prefiere inclinarse por alguna de ellas antes que entrar en un bar de los de siempre.

2. ¿Qué pide el público?
-La tendencia es clara y combina un local acogedor, con un diseño bonito, una oferta gastronómica de calidad y un precio asequible. Actualmente hay herramientas y recursos suficientes para idear una marca en franquicia que cumpla estos requisitos.

3. La comida rápida ya no es lo que era...
-No, desde luego. Hemos superado la fase de la comida americana, de las hamburguesas, las pizzas y los kebabs. El mercado cuenta con franquicias con una oferta variada, que además es sana y natural.

4. La Tortillita ha tenido un buen crecimiento en su primer año. ¿Cómo lo explica?
-En primer lugar, proponemos un producto que gusta mucho, la tortilla española, con las diversas variantes que creamos. A pesar de ser una tapa muy conocida, es muy diferente a lo que existe en el resto del mercado.
Por otro lado, hemos ajustado las condiciones económicas de la franquicia hasta dar con una fórmula de bajo coste para el franquiciado, con unos márgenes y cánones muy atractivos. Por último, hemos diseñado un proyecto de cadena que suple las deficiencias de otras redes.

5. ¿A qué se refiere?
-Antes de fundar franquicias La Tortillita, yo tenía una franquicia de restauración. Como asociado, había aspectos que me gustaban y otros que no. También es verdad que ahora comprendo que el papel de franquiciador es más complicado de lo que creía en su momento.

6. ¿Y qué problemas quiere solucionar con su enseña?
-Fundamentalmente, el trato hacia los franquiciados, que queremos que sea personalizado. Aspiramos a mantener con ellos una relación de socios, poniendo puntos de vista en común, sugerencias e ideas con el objetivo de avanzar todos juntos.

7. La primera franquicia ha abierto en la calle Preciados, una de las más caras de España. ¿Cómo lo han logrado?
-Esa franquicia es de una pareja de emprendedores. Nos conocieron, les gustó lo que vieron y decidieron instalarse en Preciados. Hemos apostado muy fuerte por ese local, porque instalarnos en el centro de Madrid, con tal paso de gente, es una oportunidad inmejorable, que nos va a dar una visibilidad extraordinaria, aunque una exposición de ese calibre también entraña sus peligros. No obstante, los franquiciados lo están haciendo muy bien y el negocio está funcionando.
Fuente: Barbadillo y Asociados

Contacte con LA TORTILLITA

 
Acepto el aviso legal.

 


Sigue a Barbadillo y Asociados
Barbadillo y Asociados




Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.