ALAIN FLIPO, Director general de Midas

La crisis nos brinda oportunidades para crecer.

Fecha: 19/06/2008

ALAIN FLIPO, Director general de Midas

Las franquicias de talleres de mecánica rápida y mantenimiento no abundan en España, por lo que Alain Flipo, director general de Midas, confía en el recorrido de futuro que presenta el sector. “A diferencia de lo que ocurre en otros países, este es un mercado muy atomizado, con muchos negocios relacionados con el automóvil, y sobre todo un gran número de talleres independientes. Sin embargo, no existen tantas marcas notorias ni cadenas de franquicias importantes en el segmento del mantenimiento. Por ello creemos que España es una buena oportunidad para Midas; de hecho, dentro de Europa, este es el segundo mercado más importante para nosotros, después de Francia”.
Para explotar la oportunidad, Midas cuenta con el respaldo de Norauto, la cadena francesa de talleres que en 2004 le compró a Fiat sus derechos de masterfranquicia en Europa y Suramérica. “Mantenemos una gestión separada que nos permite diseñar planes de manera independiente. Pero formar parte del mismo equipo facilita sinergias, como mejores condiciones de compra, equipamiento actualizado o la incorporación más veloz de las nuevas tecnologías”, explica Flipo.
En la actualidad, Midas cuenta con 159 talleres, de los cuales 135 funcionan en régimen de franquicia. “El objetivo de crecimiento es doblar la cadena en un plazo de 10 años, a razón de unos 15 establecimientos anuales. De ellos, 4 o 5 serán propios, pues queremos estar en el mercado con nuestros franquiciados, con el fin de observar las tendencias, conocer al público y probar las novedades”.

¿Qué bases sustentan ese proyecto de expansión?
Existen muchas razones que respaldan el plan. Por un lado, el dinamismo del mercado y la falta de centrales potentes dejan mucho hueco para abarcar mayor cuota. Por ejemplo, cada año surgen oportunidades de traspasos de mecánicos independientes que se jubilan y venden su taller. También hay emprendedores que apuestan por incorporar su local a la red Midas para obtener el apoyo de nuestra central y mayor notoriedad de cara a sus clientes.

¿Hay zonas preferentes?
El plan está concebido para una expansión en todo el país, pero lo que sí va a cambiar es el tipo de ubicación. Desde nuestros inicios, hace ahora 20 años, hemos potenciado el emplazamiento en centros urbanos y, como resultado, 111 establecimientos se enclavan en esas ubicaciones. Sin embargo, nos hemos percatado de que al cliente le gusta disponer del servicio del taller en la zona donde vive, trabaja o hace la compra. Esto abre muchas posibilidades de cara al crecimiento, ya que nos permite entrar en polígonos industriales, centros comerciales o gasolineras. También estudiamos la posibilidad de comprar terrenos y montar ahí centros propios o franquiciados.

¿Con qué incentivos piensan atraer a nuevos asociados?
Uno de ellos es la rebaja de la inversión, fruto de uno de los 3 ejes estratégicos del plan de crecimiento. Dentro de este año nos hemos propuesto reducir en un 20% el presupuesto de puesta en marcha, un objetivo que hemos conseguido en nuestras últimas aperturas, en Fuenlabrada y Lucena (Córdoba). El ahorro procede, fundamentalmente, de la obra y el equipamiento. Por ejemplo, el mueble de recepción costaba antes 6.000 euros, mientras que el nuevo tiene un precio de 2.500.

¿Cuáles son esos 3 ejes estratégicos?
Por un lado, vamos a dotar a los locales de mayor modernidad en equipamiento y diseño. Hemos incorporado el diagnóstico electrónico, que supone un avance considerable para el 80% de la red que ya lo tiene instalado. La nueva imagen toca la recepción, la zona de taller y el mobiliario, con la finalidad de atender mejor a los clientes y rebajar la inversión. De momento, 9 locales se han reformado para acoger ese diseño.
El segundo eje está enfocado a la fidelización del cliente con un programa de calidad.

¿Cómo funciona dicho programa?
Una empresa llama mensualmente a 10 clientes de cada taller para entrevistarles sobre el servicio recibido. Se trata de un cuestionario breve, de 3 o 4 minutos, y después enviamos las respuestas grabadas a los centros para que tomen nota de las opiniones. La medida ha sido muy bien aceptada por los clientes, pues valoran el interés que mostramos por su grado de satisfacción.
El programa se completa con campañas de marketing locales que están dirigidas a fortalecer la enseña en su zona de influencia.

¿Y el tercer eje?
Tiene que ver con el producto. Hemos potenciado el área de neumáticos –que siempre ha sido muy importante en la facturación de Midas– y ampliado los servicios para afianzar nuestro concepto de taller que ofrece un mantenimiento integral del vehículo, cualquiera que sea su antigüedad. Esto es importante porque los españoles cada vez están más concienciados de la necesidad de asegurar el buen funcionamiento de su automóvil.

El concepto de Norauto es similar al de Midas. ¿Qué ocurre cuando ambas marcas coinciden en una misma zona?
De momento no tenemos esa experiencia, al menos en una misma área de exclusividad. De todos modos, la idea no es competir entre nosotros, sino ganar. Mantenemos muy buenas relaciones, lo que nos permite aprovechar las sinergias. Es más, si a un franquiciado le falta una pieza o un neumático, puede acudir a un Norauto a comprarlo, ya que trabajamos con la misma calidad y los mismos proveedores.

¿Qué tipo de emprendedor encaja en los proyectos de futuro de Midas?
El franquiciado es un elemento de peso en el sistema. No nos basta con que el candidato sea un mero inversor, pues a un mayor grado de implicación, mejor marchará el negocio. Por el contrario, buscamos un espíritu emprendedor, que muestre iniciativa y tenga experiencia en la gestión de equipos, porque esta capacidad es clave para el éxito. Ser mecánico es positivo, pero no necesario, ya que impartimos una extensa formación que se prolonga por 6 semanas, 3 de las cuales transcurren en un taller de la central. Además, al franquiciado lo apoyamos en la selección de su equipo, que igualmente recibe un curso de 4 semanas.

¿No prevé que la crisis pueda repercutir negativamente en el desarrollo programado?
Aunque no lo parezca, el momento actual nos brinda oportunidades de crecer. La gente cuida más su bolsillo y su gasto. En el campo del automóvil, se aprecia una bajada de ventas de coches nuevos. Esto nos beneficia porque obliga a mantener el vehículo en buen estado. Además, el menor poder adquisitivo va a fomentar la adquisición de automóviles de segunda mano, que también requerirán un mantenimiento periódico. La antigüedad media de los coches que atendemos en nuestros talleres es de unos 7 años.

¿Entonces, los coches nuevos están fuera del negocio?
En absoluto. La mayoría de los clientes no sabe que la garantía no se anula por llevar su coche nuevo a otro taller diferente del concesionario, y si lo hicieran verían una gran diferencia en la factura. Tenemos pl

Contacte con MIDAS

 
Acepto el aviso legal.

 


Sigue a Barbadillo y Asociados
Barbadillo y Asociados




Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.